Poemario: "La lección de amor"

Todavía quedan restos de luna
en la cornisa del sol,
como llamaradas que resisten
de aquel amor que transfundió
su luz a la noche.

Una voz del silencio, una sola,
apaga la silueta de la oscuridad.
El amor se hace cosecha.
Los hombres no pueden amar
como los astros.

¿Has visto luz adentro del sol?
¿Acaso puede quemarse el fuego?
Su luz es el derrame para hacer más luz.
Somos hijos de ese amor.
Nosotros amamos nuestros ojos de noche
y quemamos de amor nuestra sombra.

No hay más sol que yo mismo.
Sus lenguas de luz se enroscan
como serpientes, se degluten a sí mismo.
Hemos vuelto en contra del útero
que nos dio la vida.

La madre tierra tiembla, se encoge,
se inunda, se apaga. Nosotros reímos.
Somos hijos de aquella luz,
pero elegimos las escamas de la noche,
las lágrimas de la luna.
La sangre del sol.


© Hugo Morales Solá

Comentarios

Entradas populares de este blog

Amaicha del Valle: historia de una auténtica comunidad indígena - Parte I

Amado Juri. Biografía del gobernador de Tucumán, Argentina, derrocado por Antonio Bussi en el golpe de Estado del 24 de marzo de 1976. Parte I

La cultura Santa María: el esplendor diaguita - Parte I